Cremas hidratantes naturales

Hasta ahora lo más importante era la fragancia, marca comercial reconocida y los efectos “milagrosos” que se leían en sus anuncios pero desde hace unos años  ha habido un cambio en la valoración que el consumidor hace de los productos de belleza. Ahora buscamos cremas  para la piel elaboradas con ingredientes naturales.
Los fabricantes de cremas para la piel han tomado nota y todas las grandes marcas incluyen algún ingrediente natural como reclamo publicitario. Pero no basta que una crema para el rostro contenga, pongamos por caso, aloe vera para que sea beneficioso para nuestro cuerpo.
Las cremas hidratantes naturales deben estar elaboradas al menos con un 95% de ingredientes naturales y a ser posible con ingredientes ecológicos certificados.

cremas-naturales
Los siguientes ingredientes no deberían estar presentes bajo ningún concepto:

Aceites y grasas derivadas del petróleo
Son la base de muchos productos naturales de consistencia grasa como cremas hidratantes o mascarillas.
Los acrilatos y las archilamidas forman una película sobre la piel y el cabello que dan aspecto hidratado pero que taponan los poros y además son contaminantes para el medio ambiente. Los aceites y grasas derivados del petróleo son absorbidos por la piel más rápidamente  que los aceites vegetales. La alternativa serían los aceites vegetales

Filtros UV de origen químico
La benzofenoma es la más utilizada y cuanto mayor es la protección mayor será la concentración de este ingrediente químico. La alternativa para un producto natural serían filtros UV minerales.

Para elegir mejor una crema debemos saber cómo se presenta el etiquetado y ser conscientes de que cuánto más simple sea la composición más natural será el producto.
Las plantas se escriben en latín seguidas de las palabras: water, destilate, oil o extract para indicar la naturaleza del producto.
El listado de ingredientes aparece ordenado de mayor a menor porcentaje en el total del uso de ese ingrediente en el producto.

Para decidirnos por una crema u otra deberíamos probarla en nuestra piel y no dejarnos seducir solamente por la fragancia o por las propiedades milagrosas que aparecen  en la publicidad o en los envases. Para asegurarnos de que no contienen ingredientes tóxicos la mejor opción es comprarlas con certificado Bio.

marcas-cremas-ecologicas